Eider Común

 

 

 

 

Somateria mollissima 60 a 70 cm.

Si un pato grande blanco y negro se ve emparejado con otro marrón, es casi seguro que son eider, y si se deslizan de las rocas al mar en medio de una tormenta, meciéndose entre las olas que se ven lo suficientemente grandes como para aplastarlos, no puede haber duda. El centro de toda su vida es alrededor del mar, en todos sus estados de ánimo, incluso se duermen en las rocas que están mojadas por las salpicaduras de las olas. La hembra saca de su parte baja del pecho el plumón con el que construirán ella y su compañero el nido no lejos de la línea de marea alta. Incuba sola y lo hará durante días sin moverse. Cuando por fin se va, reorganiza el plumón para cubrir los huevos. En algunas partes del Ártico y sub Ártico, es la base de una industria importante: hay granjas de eider de cuyos nidos sacan su revestimiento fino y oscuro, para hacer edredones.

Los eider se reproducen en las costas rocosas planas y arenosas, desde el Ártico hasta las Islas Británicas.

 

Identificación: El macho es blanco por encima, negro por debajo y laterales, la hembra es de color marrón, barrada de negro con un espejuelo blanco en el ala, la frente no tiene ninguna protuberancia.

Nidificación: Ambos sexos construyen el nido de hierba y algas, siempre en el suelo, tapizado interiormente de plumas y plumón; pone entre Mayo y Junio de 5-8 huevos, la incubación dura sobre 30 días, solo por la hembra; los pollos, atendidos por la hembra, son nidífugos, vuelan sobre los 2 meses.

Alimentación: Moluscos, incluso los mejillones, caracoles, crustáceos, incluyendo pequeños cangrejos y vegetales

Hábitat: Mareas costas y estuarios.

Más información: